Mochilas de Montaña

⛰ Todo lo que debes saber para
comprar una mochila de montaña
mochilas-montaña-transparencia-banner

En este artículo hallarás todo lo que necesitas saber para comprar la mochila de montaña perfecta. Ya sea para una escapada de senderismo, un largo trekking de días o mochilas técnicas específicas.

Mochilas de montaña: el compañero perfecto de tu excursión

Las mochilas son el complemento perfecto de nuestro día a día. Tienen innumerables ventajas frente a otros métodos para transportar todo lo que necesitas llevar en tu escapada. Pero cuando se trata de hacer una excursión de montaña, una buena mochila representa la diferencia entre un buen recorrido y un día terrible.

Si eres montañista experto, sabes bien que una mochila de montaña tiene características especiales que la diferencian de todas las demás. Y si apenas eres un aficionado que desea encontrar su primera mochila de montaña, te ayudaremos a elegir la correcta.

Debajo te dejamos nuestro listado con las 12 mochilas de montaña recomendadas. Hay de diferentes presupuestos, pero todas ellas son mochilas con excelentes opiniones de usuarios que ya las han comprado y probado.

Las mochilas de montaña recomendadas por nuestros expertos

Actualizado: Estas son las 12 mochilas que nuestros expertos recomiendan en 2018. Las puedes comprar directamente en la web de Amazon que ofrece los mejores precios a nivel online en la mayoría de los productos.

Características básicas de una mochila de montaña

Los recorridos al aire libre requieren llevar un sistema de montañismo que puede incluir hornillos o estufas, combustible, comida, ropa, refugios o tiendas, accesorios, herramientas y agua. Entonces, la mochila ideal en este sentido, depende de la distancia de recorrido: si estaremos uno o más días y del tipo de actividad: si es senderismo ligero, trekking, ciclismo, etc.

Tu mochila perfecta debe contar con características adecuadas, para que puedas disfrutar  un recorrido cómodo y placentero. Se debe adaptar a las condiciones que una aventura al aire libre puede generar, tomando en cuenta las características particulares de cada aventura. Si vas a un paisaje alpino no deberías elegir la misma mochila que a un recorrido de montaña en Hawái, aunque te sorprenderá saber que muchas mochilas se adaptan a ambos extremos.

Comodidad y ergonomía

Es la principal característica que se debe tener en cuenta a la hora de elegir la mochila que llevará nuestro sistema de excursión. Esto es muy importante porque se trata de un tema de salud. Cuando hacemos actividades al aire libre, hemos de cuidar el impacto que estas tienen en nuestras rodillas, espalda y en la zona lumbar. Por otro lado, la tela debe ser transpirable para disminuir la incomodidad de ir empapados por el camino y para bajar la temperatura en la zona de la espalda.

Distribución del peso

El peso debe estar bien distribuido para que la columna vertebral no sufra. En ese sentido, los cinturones  lumbares son de gran ayuda. Además, los tirantes deben generar el menor roce posible y sus materiales deben amortiguar el peso sobre los hombros.

El cinturón lumbar  debe ser ancho, firme, acolchado y sólido, ya que un alto porcentaje del peso de la carga descansa directamente sobre las caderas.

Marco interno

El marco interno, que en la mayoría de los casos es de aluminio para reducir peso, es el estabilizador de carga. Es el principal elemento estabilizador que permite que el peso se equilibre con el centro de gravedad de nuestro cuerpo

Además, si es extraíble, te permitirá cargar cómodamente tu mochila de alta capacidad a la mitad de la carga sin que se mueva de un lado a otro.

La cinta pectoral

Otro elemento indispensable de la mochila de montaña. Esta cinta debe ubicarse a la altura del pecho impidiendo que las hombreras se desplacen, de esta forma la carga se mantendrá equilibrada.

Las cintas de ajuste

Son las que te permiten individualizar tu mochila. Cada montañista tiene una condición corporal única. Estas cintas permiten el ajuste individual de cada uno de los elementos de la mochila, permitiendo convenir la carga cómodamente durante todo el recorrido.

Espacio

Este factor es primordial. La capacidad de las mochilas de montaña puede ir de 20 a 70 litros aproximadamente. Se tiene en cuenta el volumen interno y también el de los bolsillo exteriores. En algunos casos verás el número total representado como una suma (compartimiento principal + secundario), por ejemplo 50+10. Además, este espacio no puede ser simplemente un  cilindro vacío. La mochila debe tener ciertos compartimentos que nos permitan guardar la carga de forma ordenada.

Bolsillos

¿Usarás algún refugio o tienda en tu recorrido? ¿Dónde llevarás la ropa mojada? Los bolsillos internos y externos te proveen orden y también facilitan el acceso. Aunque hay que tener en cuenta que en ciertos ascensos por sitios muy estrechos los bolsillos laterales pueden resultar molestos y por lo tanto hay mochilas de montaña que los evitan.

Cuando está bien diseñada, una mochila puede darte la libertad de buscar objetos de acceso rápido sin tener que quitártela por completo. Por ejemplo, vas andando y necesitas hidratarte, en la mayoría de los casos, bastará con alargar la mano hacia los bolsillos laterales y hallarás tu botella de agua.

Hay algunas más especializadas que tienen una sistema de hidratación o Camelback  por su nombre comercial más conocido, interno al que se accede desde una manguera que llega hasta tu boca, una tecnología básica en el caso de los ciclistas.

Materiales

Las mochilas de última generación son fabricadas con materiales inteligentes y versátiles que lo mismo aguantan un día de playa que una buena nevada. Además, son muy resistentes a la punción y abrasión. Deben ser transpirables e impermeables al mismo tiempo. Y por último, lo más ligero posible para no agregar demasiada carga a nuestro sistema de excursión.

La mochila perfecta

En conclusión, la mochila perfecta debe ser versátil, resistente, espaciosa, ligera, cómoda y ergonómica. Debes sentirla como un apéndice de ti. También, debe darte libertad de movimiento, que puedas dar zancadas, agacharte, que olvides que la llevas puesta (excepto por el peso, claro). Si eso pasa, ¡has encontrado la mochila perfecta para ti!

¿Cómo elegir la capacidad de mi mochila de montaña?

Las mochilas de montaña se clasifican tamaño en base a litros y deben seleccionarse principalmente de acuerdo a la duración de la ruta a realizar, lo ideal sería:

  • Para una excursión de unas cuantas horas del día con una mochila de hasta 20 litros será suficiente para llevar lo esencial.
  • Para realizar una excursión de un día de ruta con una mochila de 20 a 30 litros de capacidad bastará para llevar lo necesario.
  • Para realizar una excursión durante un fin de semana que incluye de 1 a 3 noches la capacidad de la mochila será de 35 a 50 litros.
  • Si la excursión incluye de 4 a 6 noches, la mochila debe tener una capacidad de 50 a 70 litros.

En este punto debes ser muy cuidadoso. Lo más seguro es que, si es tu primera excursión quieras llevarte hasta el perro, pero tu espalda lo pagará y cuando estés en plena montaña, descubrirás que había alguna cosas de las que realmente podrías prescindir. Trata de montar el sistema que llevarás con filosofía de náufrago ¿qué necesitarás de verdad? Los más expertos ya son tan minimalistas que pueden ir grandes recorridos con muy poco peso, aprende de ellos.

1 – Mochilas tácticas

Las mochilas tácticas  son caracterizadas por la alta resistencia de sus materiales y por su variado número de compartimentos tanto en el interior como el exterior.  Estas son el modelo perfecto de mochila para proteger tu carga. Comúnmente son llamadas mochilas militares, ya que tienen gran parecido con las mochilas que utilizan los cuerpos de seguridad.

Otra de las características principales de las mochilas tácticas, es que cuenta con el conocido sistema MOLLE, un práctico sistema  que permite colocar todos los accesorios compatibles con el diseño, de manera que estén a la mano y sea más aprovechable el interior de la mochila.  Las mochilas tácticas por lo general se presentan en colores tierra como el marrón, negro, gris o el camuflaje.

2 – Mochilas de senderismo

Suelen ser resistentes y versátiles. En su mayoría, tienen bolsillos exteriores de malla para la ropa mojada y bolsillos laterales para las botellas de agua. Poseen marco para ajuste de la carga y una correcta distribución del peso. En algunos casos, este marco puede ser extraíble para mayor versatilidad.

En este caso, es al contrario que las mochilas tácticas, lo colores deber ser vibrantes, e  incluso, es deseable que tengan líneas reflectantes o que brillen en la oscuridad.

3 – Mochilas de trekking o largos recorridos

El trekking es una actividad que puede llevar varios días. En ella se recorren senderos poco comunes para el turista normal. Una aventura en completo contacto con la naturaleza.  Por eso las mochilas de trekking son rudas y con gran capacidad.

Lo ideal es que al igual que en el caso del senderismo, las mochilas de trekking sean de colores llamativos que contrasten con la naturaleza, para que en cualquier eventualidad o accidente, sean más fáciles de encontrar.

¿Cómo organizar la mochila para mis travesías de montaña?

Cuando ya tienes todo lo necesario para salir de excursión, viene la parte más complicada. Organizar todo de la mejor manera para que tu mochila de montaña sea realmente funcional. Esto es algo que, por lo general, se aprende después de varias idas de excursión, ya que a través de las experiencias es que quedas convencido de qué es indispensable para tu travesía.

Pero para facilitarte tu primera salida decidimos traer para ti las mejores ideas para que puedas organizar tu mochila de montaña.

Consejo mochilero experto: Decide de antemano cuánto peso vas a llevar. Luego haz una lista de tu carga por orden de prioridad. Divide lo indispensable de aquello que “quieres llevar”; después, si te sobra peso, puedes ir eliminando desde la parte inferior de tu lista. Así, tendrás el peso “presupuestado” y no llevarás el secador de cabello a último momento.

  1. Lo primero que te recomiendo es clasificar y organizar las cosas que vas a llevar, en bolsas transparentes, de manera que puedas detallar todo a simple vista y no tengas que vaciar tu mochila cada vez que desees buscar algo.
  2. Luego debes saber que la mejor forma de acomodar el interior de tu mochila de montaña  es distribuyendo de forma adecuada la carga en su interior, recuerda que son tus piernas y espalda las que van a soportar el mayor esfuerzo.
  3. Los objetos de mayor peso y rigidez  deben ir colocados en la parte superior, pegados a la espalda, sería perfecto si puedes rodearlo de elementos suaves y livianos para equilibrar la carga y que esta se mantenga en su lugar. Por último debes meter las cosas de mayor utilidad durante el día, ubicadas en la parte superior, ya que de esta forma  podrás tener completa accesibilidad a los alimentos, los guantes, el impermeable, etc.
  4. Las cosas más pequeñas y de uso constante como las gafas, la navaja, la gorra, la cámara, los bocadillos, el encendedor. Debes colocarla en los bolsillos exteriores, para que puedas tener  fácil acceso.
  5. El agua siempre debe ir por fuera de la mochila, si esta no cuenta con camelback, recuerda ubicarla siempre en posición vertical.
ESTAMOS AQUÍ PARA ASESORARTE

¿Tienes alguna pregunta?